Magdalena Day

Brasilia: Fallida Tierra de Nunca Jamás


Tweet about this on TwitterShare on Facebook0Share on LinkedIn0Share on Google+0

BRASILIA: La Fallida Tierra de Nunca Jamás from DOICHER on Vimeo.

Brasilia: Fallida Tierra de Nunca Jamás” es mucho más que un libro de fotos o un ensayo fotográfico: es el ejemplo de cómo resolver un problema, como bien dijeron presentando a Mauricio Waisman en el evento de lanzamiento.

En todo el relato de cómo nació el proyecto se ve la dualidad de esta no-ciudad, o de esta ciudad como perfección de planificación urbana y, simultáneamente, de imperfección para quienes la viven diariamente. Al menos eso es lo que Mauricio descubrió al llegar a Brasilia a un encuentro de estudiantes de arquitectura, en el que integró un grupo de fotografía por la ciudad. “En las calles no había gente”.

Mientras pasaba las fotos yo recordaba la humedad y el calor de Sao Paulo, su monstruosidad y desorden, que frente a lo que veía de Brasilia era lo opuesto. Lo que me gustó de esas fotos de edificios-monumentos fue que, si bien la hacen parecer una ciudad sin vida, como dijo la arquitecta Zaida Muxí también ese día, producen querer verlas sentada en un banquito como si estuviese en un Museo, con atención y silencio.

Mauricio no paraba de contar cosas del viaje, vuelta, y comienzo del proyecto. Sin conocer su historia, sólo de escucharlo, me dio la impresión de que hasta ese momento no se había definido como arquitecto; y que “Brasilia…” fue el proyecto que le dio su perfil profesional en términos de cómo reconoció un interés, lo rodeó y lo abordó con sus herramientas, buscando luego las que no tenía.

Al principio contó sobre cómo había ido al encuentro como fotógrafo, pero desde su vuelta hasta la publicación del libro (hoy) empezó a plantearse los problemas que rodeaban a la ciudad, como arquitecto, en términos sociales y urbanísticos, pensando cómo “la sufría la gente”, (lo pongo en los términos a los que hago referenciaen otro blog.

Habló del financiamiento colectivo y de cómo superó lo que buscaba recaudar por todos esos desconocidos alrededor del mundo que según él “quizá no tenían por qué colaborar”. Claro que tenían, si de eso se trata. De hecho terminó convirtiendo “Brasilia…” en un gran proyecto en Ideame luego de que las editoriales de Mendoza le dijeran que no era interesante. Menos mal que le dijeron eso!. En ese momento empezó a hablar de su socia (ya era un equipo el que presentaba Brasilia) y de cómo fueron involucrando a los colaboradores en una especie de campaña.

Gentileza de Mauricio Waisman

Gentileza de Mauricio Waisman

Quedó muy claro que lo que sea que vio en Brasilia, le despertó mil cosas en Mendoza. Para empezar, quizás lo obligó a mirar su ciudad en términos de qué hay y qué no, qué podía hacer y qué no, y a partir de eso qué quería crear; algo que nos fue revelando cuando mencionó que ya estaban armando una editorial. Creo que Brasilia es uno de esos detonantes que estaba esperando alguien que seguramente nos sorprenda con más proyectos a futuro.

Las fotos me parecieron muy buenas, sobre todo pensando que las sacó sin tener claro en qué se iban a convertir.

Gracias a Juli Aguerregaray que me mandó algunos press releases hace unos meses, con los que fui leyendo de a poco sobre el proyecto. Pueden ver en la fan page del libro en Facebook toda la movida que armaron.

Tweet about this on TwitterShare on Facebook0Share on LinkedIn0Share on Google+0
¿Que te pareció el artículo?

3 comentarios en “Brasilia: Fallida Tierra de Nunca Jamás”

  1. Silvi dice:

    Muy amena la presentación. Me gustó conocer todo el trasfondo del proyecto.
    Mauricio u grande!
    Una lástima que no hayan podido llegar los arquitectos de Brasil a la presentación para profundizar el debate.

  2. Pingback: MZ Inspiration